Translate/Traductor

jueves, 11 de junio de 2020

MÉXICO, A LA VANGUARDIA MUNDIAL EN GESTIÓN Y MANEJO AMBIENTAL DE DESTINOS TURÍSTICOS

 El secretario de Turismo del gobierno federal, Miguel Torruco Marqués, presidió la Segunda Reunión del Jurado Nacional de Blue Flag.

·        Propuso que las playas del país que ostenten este distintivo tengan todo lo necesario para atender las necesidades del turismo incluyente.

·        En la sesión se renovó el nombramiento a 53 playas y se otorgaron diez nuevos, así como a tres marinas y 25 embarcaciones de turismo sostenible.

El secretario de Turismo del Gobierno de México, Miguel Torruco Marqués, por medio de una video conferencia encabezó esta mañana la Segunda Reunión del Jurado Nacional Blue Flag.

En la junta participó Joaquín Arturo Díaz Ríos, director ejecutivo de la Fundación para la Educación Ambiental (FEE) México, la cual ostenta de forma exclusiva la licencia para operar a nivel nacional cuatro programas: Blue Flag, Eco-Schools, Green Key y Learning About Forest.

Durante su mensaje, el titular de Sectur afirmó que el Distintivo Internacional Blue Flag se otorga anualmente a playas y marinas, gracias a la ardua labor de todos los involucrados, lo cual en la temporada 2019-2020 llevó a México a ubicarse en la primera posición del continente americano con más playas Blue Flag y en el sitio trece a nivel mundial. 

El distintivo Blue Flag certifica a los destinos costeros que han alcanzado la excelencia en gestión y manejo ambiental, seguridad y servicios, actividades de educación ambiental y calidad del agua.

“En ese sentido, y ante la situación que estamos viviendo, la seguridad, calidad e higiene toman un lugar preponderante, e iniciativas como la certificación Blue Flag nos permiten fortalecer la imagen de México a nivel mundial”, dijo.

En esta ocasión, fueron evaluadas por un Jurado Nacional las candidaturas para la temporada 2020-2021. Este jurado está integrado por las Secretarías de Turismo, Salud, Medio Ambiente, Comunicaciones y Transportes, Marina y organismos como la Comisión Federal para la Protección Contra Riesgos Sanitarios (Cofepris), Procuraduría Federal de Protección al Ambiente (Profepa), Comisión Nacional del Agua (Conagua), Fondo Nacional de Fomento al Turismo (Fonatur), Centro Mexicano de Derecho Ambiental, Libre Acceso A.C., y la Confederación de Cámaras Nacionales de Comercio y Servicios Turísticos (Concanaco-Servytur).

El secretario Torruco Marqués externó que de las candidaturas presentadas, 63 playas de 66 postuladas, tres marinas y 25 embarcaciones de turismo sostenible, reunieron los requisitos para ostentar el Distintivo Blue Flag.

“Hoy, 10 de junio de 2020, este Jurado Nacional Blue Flag conoció los resultados de las candidaturas que analizó y votó a su vez el Jurado Internacional. Los sitios que ostentarán el Distintivo Blue Flag oficialmente podrán hacerlo a partir del 1 de julio próximo, para efectos de información pública, que es la fecha en la que tradicionalmente se da inicio a la Temporada Blue Flag”, precisó.

No obstante, dejó en claro que la apertura física de las playas tendrá que apegarse a las disposiciones de la Secretaría de Salud, máxima autoridad en el manejo de esta crisis provocada por la pandemia, en las fechas que esa dependencia señale, así como a las de las autoridades estatales en materia sanitaria, por lo que las reactivaciones de los sitios Blue Flag deberán ser escalonadas, conforme a las circunstancias de cada uno de los destinos.

Asimismo, el titular de Sectur apoyó la petición que hizo Laura Bermejo, representante de la asociación civil Libre Acceso, de convertir las playas Blue Flag en playas incluyentes.

Aseguró que sería un gran valor agregado dotarlas de todas las facilidades para quien tiene alguna discapacidad, con toda la señalización necesaria, y así demostrar al mundo que México también es vanguardista en la materia.

Además, recordó que la edición 45 del Tianguis Turístico, que se celebrará el próximo año en Mérida, será el primero incluyente en su ya larga historia, en el que participarán edecanes invidentes, en silla de ruedas o con síndrome de Down, porque todos tienen el mismo derecho de formar parte de este gran evento.

“De ahora en adelante va a ser regla fundamental de los Tianguis Turísticos presenciales, todos serán incluyentes, porque todas las personas forman parte de la sociedad y de esta manera haremos justicia, por primera vez, en todos los ángulos que está llevando a cabo la administración pública”, sostuvo.

También secundó la propuesta de que, por principio, en los módulos de información ésta se encuentre en español e inglés, para posteriormente agregar los idiomas de los principales países emisores de turistas a México.

Finalmente, el secretario Torruco Marqués agradeció al jurado el esfuerzo realizado y los invitó a seguir trabajando en forma conjunta para el beneficio de la industria turística del país.

Por su parte, Joaquín Díaz Ríos, director ejecutivo de la FEE México, informó que en esta sesión se renovó el Distintivo Blue Flag a 53 playas, de las cuales veinte se encuentran en Baja California Sur, al igual que Quintana Roo; siete en Guerrero, y dos en Jalisco, Oaxaca y Nayarit. 

Las diez playas que ahora se agregan a esta lista se localizan: tres en Los Cabos, Baja California Sur; dos en Zihuatanejo, Guerrero; dos en Puerto Progreso, Yucatán; y una en Tulum, Quintana Roo; Ciudad Madero, Tamaulipas; y Puerto Peñasco, Sonora.

En cuanto a marinas, se renovó el Distintivo a dos en Nayarit y una en Baja California Sur; en tanto que se otorgó a 25 embarcaciones de turismo sostenible en Benito Juárez, Quintana Roo.

El directivo aseguró que con estas renovaciones y nombramientos, México mantiene el primer lugar en América con sitios Blue Flag; en tanto que ahora pasó al octavo sitio a nivel global –podría variar, dependiendo de lo que se defina en otros países--; y está en primer lugar mundial en lo que respecta a embarcaciones de turismo sostenible. “Es decir, estamos a la vanguardia a nivel internacional”, puntualizó.

En la video reunión también tomaron parte el subsecretario de Calidad y Regulación de Sectur, Humberto Hernández Haddad; Roberto Zapata, presidente de Hoteles Misión; Sergio López, en representación de Fonatur; Gustavo Alanís, director del Centro Mexicano de Derecho Ambiental; y Luis Humberto Araiza, secretario de Turismo de Baja California Sur y presidente de la Unión de Secretarios de Turismo de México (Asetur), entre otros.

México no puede abrir el turismo de forma generalizada en etapa de contagio

Edición España



El subsecretario de Prevención y Promoción de la Salud, Hugo López-Gatell, ha confirmado que “varios de los gobernadores expresaron distintas opiniones sobre la realidad económica en sus Estados y reconocimos que es importante considerar reconocer la dependencia económica de la industria turística y saber cómo está evolucionando la epidemia y la capacidad de respuesta frente a ella”.

El funcionario ha pedido poner especial atención en la actividad turística porque reabrirla “supone un reto durante la pandemia” ya que implica, entre otros factores, “una gran cantidad de personas en el espacio público y una posible relajación de las medidas de seguridad sanitaria”.

Ante ese escenario, López-Gatell ha subrayado que “no se puede abrir el turismo en semáforo rojo de manera generalizada, pero confiamos en la buena conciencia, el sentido de responsabilidad de los mandatarios estatales y creo que vamos a ir en buen camino”.

México concluyó el pasado 31 de mayo las jornadas de sana distancia y desde el 1 de junio ha comenzado la llamada nueva normalidad, que se rige mediante un semáforo de cuatro colores que determina el nivel de riesgo sanitario y las actividades que se pueden desempeñar.

Actividad esencial
El Gobierno incluyó el 1 de junio en las actividades esenciales a la industria automotriz, la minería, así como a las vidrieras y las cementeras, con lo cual pudieron volver a operar aunque con medidas sanitarias adecuadas.

En esta reunión el secretario de Turismo, Miguel Torruco, ha solicitado declarar como actividad esencial y prioritaria la industria turística del país, una de las más afectadas por la crisis del coronavirus.

La declaración de actividad esencial y prioritaria por parte de las autoridades sanitarias supondría la reapertura del turismo en México, en el marco de las medidas de prevención establecidas para la reactivación que supone la llamada nueva normalidad en el país.

El turismo representa el 8,7% de su Producto Interior Bruto (PIB) y la generación de 11 millones de empleos directos e indirectos, según ha indicado el ministro

México recibió en 2019 a 45 millones de turistas internacionales, un 9% más que en el año anterior, que supusieron un impacto económico de 24.563 millones de dólares (21.636 millones de euros), con una balanza comercial favorable al país de 14.715 millones (12.961 millones de euros).

El turismo por tanto debe ser retomado pero para ello, como ha señalado la secretaria de Gobernación, Olga Sánchez Cordero, debe haber cambios que lo hagan lo más seguro posible: “El sector turístico debe encontrar maneras de ofrecer servicios que brinden seguridad a los usuarios y transmitir la idea de que es posible”.